10 de marzo de 2014

Mikel, el compromiso y la ética

Compromiso y ética en las relaciones con el equipo de trabajo.


Tengo el placer de presentaros mi blog invitado: oé corazón de Mikel Bilbao. Si miras su perfil  enseguida te darás cuenta de que es, entre otras cosas, una persona generosa.  Y si miras su blog  verás también que es creativo y que tiene una visión holística de la vida.  

Todas esas cualidades y otras que se intuyen me hacen pensar que Mikel es una persona extraordinaria. 

Por eso me ha emocionado que haya publicado en su blog una  reseña de una entrevista sobre huella líquida que me hicieron para el proyecto "Barcelona inspira consciencia".

Espero que te guste, porque próximamente escribiremos un post "a cuatro manos".  Confío en  que su sensibilidad y su ternura me inspiren en la parte que me toque.  Aún no hemos definido el contenido, pero a buen seguro tendrá alguna relación con el compromiso o la ética.

Él termina así su post: "Edita, gracias por tu regalo. Ojalá un día de estos yo también te pueda desvirtualizar".  Y yo el mío así:  Gracias a tí, Mikel.  Ojalá pueda hacerte yo un regalo parecido

Te dejo aquí el enlace:  Respeto, reconocimiento y referencia

4 comentarios:

  1. Edita, qué te puedo decir.

    Qué bonitas palabras, y qué bonito sentir, todavía en una nube,

    quién sabe por qué, me transporto a Kung Fu Panda, una de esas pelis para niños con enseñanzas y frases que bien haríamos en incorporar sus mayores, y a esa frase tan tonta: "el ayer es historia, el mañana es un misterio, y el hoy es un regalo, por eso se llama presente",

    encantado con el regalo de coincidir contigo.

    un abrazo, Mikel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también creo que la vida nos hace muchos presentes; como mínimo, uno por cada día vivido.
      Besote

      Eliminar
  2. La vida nos hace muchos presentes pero a veces estamos ciegos y no somos capaces de verlos. Gracias Edita por abrirnos los ojos y ayudarnos a ver y a valorar.

    ResponderEliminar
  3. Gracias a ti por leerlo, Alicia :-)

    ResponderEliminar